jueves, 31 de diciembre de 2009

“REFLEXIONES DEL PROFETA”







“LA HIPOCRESIA DEL AÑO NUEVO”

En este mundo absurdo, en el cual brindamos, nos abrazamos y nos besamos,

y con grandes sonrisas, deseamos lo mejor para el año nuevo.

A quien se lo deseamos?

Que hipócrita somos, sabiendo como esta el mundo, mientras unos gozan de

una gran cena con bebida, fiesta y algarabía?

Otros se mueren de abre y frió, no tienen casa, no tienen que comer, echados

en un rincón y tapados con un cartón, en plena calle.

Este mundo es inhumano, empezando por los grandes y con poder y acabando

por nosotros.

Gobiernos, religiones y grandes magnates del mundo que deslumbran con las

riquezas que tienen, se felicitan el año nuevo sin acordarse de los pobres.

Lo mismo que nosotros? Que hacemos con nuestros semejantes................

Los vemos tirados en la calle y pasamos de largo y ni siquiera miramos.

No somos mejor que ellos?

Absurdo mundo? Habitado por un puñado de vividores he hipócritas que.......

Dictan las directrices y el resto los corderos que seguimos sus voluntades

directos al matadero.

Algún día lo pagaremos!! Este mundo no es el cielo, así que os pido a todos

que si hay que felicitar a alguien, que sea a esa gente sin hogar y a todas las...

Personas oprimidas que sus propios mandatarios los tienen en la mas absoluta

pobreza.

Y en cambio en sus labios siempre hay una sonrisa.



Escrito por el Profeta y Publicado por “Alas Rotas”



5 comentarios:

Dromo dijo...

amigo ya no te he visto por mi metro,

coincido ampliamente contigo,
para este año nuevo tengo varias invitaciones donde recibirlo,
pero la verdad me interesa pasarlo en casa aunque seamos solo yo y mi papa, precisamente eso la hipocrecia no me gusta y mis amigos estan de viaje el resto son solo personas para las cuales verme en su lista de invitados sere solo uno mas

este año solo pido hago votos por tener a alguien que me escuche y se interesa por mi
hablo de un amistad

saludos profeta
y a ti si te puedo decir feliz año
por que a lo largo del mismo
de una u otra manera siempre estubiste presente en mi vida y de cuando en cuando atravez de tus textos, recibi algo de compañia, comprenciony afecto

Eurídice-v dijo...

La verdad que el mundo está lleno de mentiras y medias verdades. Los problemas de la gente normal, como yo, van en aumento, y crisis nos queda para 2, 3 años??? o m´s..... Hay muchas personas pasando necesidades...Deseo que tengas un Feliz 2010!¡Qué tus mejores deseos se cumplan!!!.

angel dijo...

Tudo o que escreveu é verdadeiro. Sempre nos fazemos muitos votos que o mundo seja melhor, mas no entanto parece que a cada ano ele se torna pior.Mas, eu prefiro acreditar ainda no poder do sorriso, do bem e do amor.
Ainda acredito que não importa o quando ferido o soldado está,devemos sempre acreditar que ainda podemos salvá-lo. Não importa quão baixo um indivíduo desceu, ele ainda merece uma segunda chance. Não é fácil, mas desistir, jamais.
A você, que é tão sensível, que faz reflexões incríveis, agradeço cada linha do que li aqui e desejo que ano que vem possa continuar bebendo desta fonte inesgotável de saber.
À você muita saúde, muita serenidade e muitos amigos.
Aqui você já tem uma.
Abraço e feliz 2010.
Angel

Jesús dijo...

Desear verdadera felicidad a la gente equivale a desear ser fuente de amor.

De hecho, a efectos prácticos, lo mejor que se puede hacer es desear la verdadera felicidad a los que llamas "magnates", porque si de verdad son capaces de encontrarla, quiere decir que habrán aprendido a ofrecer lo suyo a los demás, y a compartir.

Esto no quiere decir que haya que dejar de lado a todos aquellos que nos necesitan, aunque me satisface pensar que como muy bien has dicho, muchos ya llevan su sonrisa incluida, lo cual es un síntoma innato de felicidad.

Quizás en este campo los pobres sean tan ricos o más en dicha que muchos magnates.

En cualquier caso, yo animo a seguir deseando un año de felicidad a todo aquel al que podamos llegar, incluidos los familiares con los que brindamos, los magnates a los que les sobra de todo, y a los que apenas tienen con qué vivir.

Desear algo bueno a alguien siempre es bueno por definición. Hipocresía sería no querer desear felicidad a los más necesitados. Si alguien pasa al lado de un pobre y no lo hace, estoy seguro que es consecuencia del miedo hacia dicha persona, no de un sentimiento de desgana, dejadez, o similar. Y en este último caso, no creo que esta persona haya alcanzado felicidad por su comportamiento, lo cual me transmite tristeza por ambas partes.

Dejemos de gastar energías en hablar de lo negativo, y centrémonos en fortalecer lo positivo, en dar ideas, y en sacar lo mejor de todo el mundo, en vez de encasillar y limitar a las personas.

En el fondo todos somos "magnates", sólo que cada uno está a un nivel diferente. Por tanto, habrá buenas y menos buenas personas a todos los niveles, y en todas las clases sociales.

En conclusión, yo os deseo a todos mucha felicidad para el 2010, y os animo a que déis mucha felicidad a vuestro entorno, tanto como sea posible.

Con cariño,
Jesús

Emma dijo...

Desear felicidad a los demás no creo que sea hipocresía. Simplemente son días en que las emociones surgen a flor de piel.
Y es compatible con ayudar a los necesitados, no tenemos que llorar con o por ellos, tenemos que compartir con ellos dentro de nuestras posibilidades.
Estoy hablando a escala individual, más arriba no quiero llegar porque allí no hay nada que hacer, el verdadero trabajo está en las manos de cada cual.
Abrazos Profeta!